Servicios

Recogida selectiva

El servicio de recogida selectiva alcanza, por un lado, la recogida de papel y cartón, vidrio y envases ligeros que, previa separación en origen, han sido depositados, libres de residuos, en los respectivos contenedores públicos correspondientes a cada fracción.

Cada una de las fracciones recogidas es transportada a la planta de transferencia de Ibiza para su posterior envío a los centros de recuperación.

Recogida de Residuos Sólidos Urbanos

El servicio comprende la recogida de los residuos sólidos urbanos y asimilables (restos orgánicos, desperdicios domésticos, etc), pertenecientes tanto a la fracción orgánica como inorgánica, excepto aquellos considerados como residuos tóxicos y/o peligrosos (baterías, pilas, fluorescentes, disolventes y botes de pintura, etc).

Los residuos estarán depositados siempre en bolsas herméticas cerradas, en sus respectivos contenedores que se encuentran distribuidos por todo el Municipio de SANT JOAN DE LABRITJA.

Los residuos recogidos son transportados al depósito controlado de Cana Putxa para su adecuado tratamiento.

Recogida de objetos voluminosos domésticos

Comprende la recogida de muebles, electrodomésticos (RAEES) y, en general, objetos voluminosos, que no debemos depositar en el interior de los contenedores de residuos o de recogida selectiva.

Incluiremos en este apartado los restos de poda o escombros de pequeñas obras particulares, pero sólo hasta 50 litros de volumen máximo, depositados en sacos o bolsas resistentes.

Es muy importante recordar que en ningún caso deben depositarse objetos voluminosos, electrodomésticos, restos de poda, etc., sin previo aviso telefónico, al 971 31 84 85, a la empresa de recogida, la cual indicará el lugar y día de recogida.

En los casos posibles (RAEES, metales, etc.) se procede al traslado de los restos voluminosos a los centros de recuperación para su descontaminación y revalorización.

Limpieza viaria

El servicio de limpieza viaria y limpieza urbana se realiza en vías públicas del Municipio (calzadas y aceras pavimentadas, plazas y aparcamientos públicos) mediante barrido manual y/o mecanizado, recogida de restos dispersos, vaciado de papeleras y limpieza del entorno de los contenedores.

La limpieza se complementa, en algunas zonas, con el baldeo con agua a presión o fregado de superficies aptas, limpieza de restos de vertidos accidentales o incontrolados y la recogida de cadáveres de pequeños animales en la vía pública.